Rusia y su misión en la historia II – Padre Alfredo Sáenz

Rusia y su misión en la historia II – Padre Alfredo Sáenz

558 páginas
Ediciones Gladius
Argentina, 2011

15 x 22 cm
Encuadernación rustica.
Precio para Argentina: 160 pesos (los dos tomos juntos)
Precio internacional: 35 euros

En este volumen el autor completa el análisis que inició en el primer tomo, centrando su atención en ese fenómeno tan trascendental que fue la Revolución Soviética. Porque realmente se trató de una auténtica Revolución, no de un simple golpe de Estado, como los que hemos conocido entre nosotros, que se limitan a corregir algunas deficiencias y luego entregar el poder a quienes se siguen moviendo “dentro del sistema”
La lectura de estas páginas permitirá entender cómo aquella Revolución se propuso rehacer la sociedad desde sus cimientos, lo que implicó, ante todo, una labor de destrucción del orden tradicional, para luego establecer el nuevo orden pretendido. Así se procedió a aniquilar la familia cristiana para hacerla acorde con la idea soviética; se destruyó la aldea añeja y al aldeano que en ellas vivía para instaurar las granjas colec­tivas; se desmanteló el ejército tradicional así como las diversas nacionalidades que integraban la URSS. Todo ello merced a un terrible aparato represivo, jamás visto en la historia. Ello incluyó, por cierto, un ambicioso proyecto de “re-educación” total, que afectó a todos, ya desde la infancia. En lo que toca a la religión, el comunismo no sólo intentó destruirla sino que aspiró a iniciar una “nueva religión”, con su credo, su santoral y su liturgia. Tratóse así de un poderoso intento casi preternatural por cambiar la naturaleza misma del hombre, y suscitar de las ruinas del hombre cristiano tradicional un hombre distinto, “el hombre nuevo” soviético. La Revolución francesa y la Revolución soviética, hija de aquélla, son las dos grandes revoluciones que gestaron la “modernidad postcristiana”.
Tras este análisis, realmente apasionante, el autor nos presenta dos grandes personalidades que tuvieron el coraje de resistir del proyecto destructivo: Alexandr Solzhenitsyn y Tatiana Góricheva. ¿Sobrevivirá Rusia a la terrible experiencia que le tocó vivir? El padre Sáenz piensa que Rusia tiene aún una misión grande que cumplir en la historia. Las promesas de Fátima abren perspectivas hacia dicho futuro. Para­dójica misión, por cierto, cuando el mismo Occidente, sumergido en el más crudo relativismo, parece haber perdido su derrotero.

ÍNDICE

Prólogo         11

Capítulo primero
LA REVOLUCIÓN SOVIÉTICA  15
I. Ideocracia o la utopía en el poder        22
II. ¿Fenómeno ruso o extraño al alma rusa?      27
III. La sociedad política     32
La Nomenklatura    33
El Partido Comunista         39
La integración de los ciudadanos en la vida política  41
Participación y control       43
IV La familia            47
La destrucción de la familia tradicional 47
La nueva familia soviética            53
La vivienda familiar           56
V La aldea    60
La inquina al campesino   61
La colectivización agraria  63
La destrucción de la aldea… y del aldeano       67
Un poeta del campo ruso: Sergio Esénin           70
Sin embargo, la aldea sobrevive  74
VI.       El obrero       75
El Mito del Proletario        75
Del Mito del Proletario al Mito de la Dictadura del
Partido Proletario   78
3.         La degradación del obrero            80
VII.     El ejército      90
VIII. Las nacionalidades    94
La U.R.S.S.: un mosaico de naciones       94
El internacionalismo y la destrucción de las nacionalidades            96
El “patriotismo soviético”  102
IX. El aparato represivo     108
El terror bajo Lenin y Stalin          108
Los órganos de represión  112
El señalamiento del enemigo       115
El refinamiento del terror en la época poststaliniana  119
Los campos de concentración       124
Los muertos en la U.R.S.S  128
X.        Las lacras de la sociedad soviética          130
La mentira    130
La corrupción económica  133
La delincuencia       137
El alcoholismo         140
XI.       El comunismo como religión invertida  142
1.         Karl Marx, ateo y anti-teo  143
a.         Marx y la religión    143
b.         Marx y el satanismo           146
2.         Psicología del ateísmo y del nihilismo rusos   150
a.         Ateísmo ruso y ateísmo occidental         151
b.         El nihilismo del siglo XIX 155
c.         Dostoievski como profeta del socialismo nihilista      161
3.         El comunismo: una nueva religión         168
a.         El credo del marxismo       169
b.         La cosmovisión soviética  174
c.         La moral soviética   178
d.        El santoral soviético           179
e.         La liturgia soviética            181
f.          El escatologismo soviético            185
g. El tema de las dos ciudades: la ciudad del hombre contra la ciudad de Dios  187
h. La “sovietidad” o anti-cristiandad soviética  193
XII.      El “hombre nuevo” soviético        196
Hacia un hombre nuevo    196
La educación de la niñez y juventud      202
a.         Arrancar al niño de la familia       203
b.         La escuela soviética            206
c.         Las organizaciones juveniles soviéticas 211
d.        Participación de la juventud en grandes empresas     215
e.         Arquetipos soviéticos        221
El lenguaje soviético          222
La revisión de la historia   229
La literatura como factor educativo        232
Los artistas al servicio de la ideología   237
El ejército como educador 240
a.         La época de los estudios   240
b.         La conscripción       242
c.         El sistema de defensa civil            242
El lavado de cerebro colectivo     245
¿Se ha logrado gestar el “hombre nuevo”?         254
a.         Escepticismo generalizado           255
b.         Aburguesamiento y consumismo generalizados         266
XIII.    El gran proyecto de erradicación de la fe          271
1.         La persecución contra la Iglesia Ortodoxa        273
a.         La Iglesia y los primeros tiempos de la Revolución (1917-1920)… 274
b.         Las grandes persecuciones (1921-1940)  279
c.         La reaparición pública de la Iglesia (1941-1958)           294
d.        La persecución de Kruschev (1959-1964)           298
e.         Los últimos veinte años     308
f.          La propaganda antirreligiosa       330
2.         La persecución contra la Iglesia Católica           352
a.         La persecución en Lituania           357
b.         La persecución en Ucrania            394

Capítulo segundo
DOS RESISTENTES            407
I. Alexandr Solzhenitsyn    415
1.         El comunismo y la destrucción del alma rusa  417
a.         La degradación del pueblo ruso  417
b.         La violencia y la mentira   419
c.         Un fenómeno antiteológico           420
2.         El Occidente y la U.R.S.S   422
a.         Occidente subvenciona la Revolución   422
b.         La enfermiza “credulidad” de Occidente           423
c.         Vanas esperanzas en la distensión y la diplomacia     426
d.        El mal uso de los medios de comunicación      430
3.         La decadencia de Occidente         431
a.         Los jalones de la decadencia        432
b.         Demominadores comunes            436
c.         Falta de lucidez y de coraje          440
4.         La decisión de enderezarse          441
a.         Negarse a la mentira          445
b.         Una espada afilada en manos de Dios    448
c.         La ejemplaridad de los que resisten       451
5.         La literatura como milicia 455
a.         El literato es un combatiente        456
b.         La palabra mártir del escritor       458
c.         El literato y la memoria de la nación      459
d.        La puridad de la lengua como arma de combate         462
6.         La resurrección de Rusia   465
a.         El arrepentimiento nacional         465
b.         Ex Oriente lux          467
c.         Dios y Patria 470
I.          Tatiana Góricheva   477
El agotamiento de la experiencia marxista        477
La conversión de Tatiana  479
El despertar religioso de Rusia    482
La Iglesia Ortodoxa            487
Los “locos de Cristo”          491
El Occidente apóstata        493

Capítulo tercero
LA MISIÓN PROVIDENCIAL DE RUSIA          501
I. Tres pensadores del siglo XIX  503
A. S. Khomiákov     503
F. M. Dostoievski    505
V Soloviev    512
II.        Rusia y el influjo de Occidente    521
El comunismo como juicio y castigo de Dios al Occidente    524
La experiencia marxista y la salvación de Occidente  528
V. Los posibles aportes de Rusia al Occidente 535
VI. Rusia redimirá por el sufrimiento    539
VIL Nuestra Señora de Fátima y la conversión de Rusia       542
VIII. Rusia y el catolicismo           549

Bibliografía consultada      555

Texto de la Solapa

Dos grandes amores del autor, la liturgia y la historia, confluyen en el presente libro, publicado por primera vez en 1989, poco después de cumplirse el milenio de la conversión de Vladimir, el príncipe de la primera Rus’. En dicha ocasión pronunció un ciclo de conferencias sobre Rusia, que luego sería publicado bajo el título de De la Rus’ de Vladimir al “hombre nuevo” soviético, para indicar el vasto periplo de la obra, que buscaba abarcar el entero abanico de la historia de Rusia.
El “tema ruso” siempre fue muy predileccionado por el padre Sáenz. Desde su juventud se sintió atraído por uno de sus autores más destacados, Fiodor Dostoievski, quien lo inició en el cono­cimiento del “alma rusa”. Posteriormente se interesó de manera particular en el significado del “icono”, el cual encontró en aquellas tierras un terreno de cultivo privilegiado. Cuando le pidieron que hablase sobre Rusia con motivo del Milenio, se abocó a la lectura de numerosos autores rusos y extranjeros, así como a la audición reiterada de música rusa. Luego emprendió tres viajes a Rusia, dos durante la época soviética, y el otro después de la caída del Régi­men. De aquellas lecturas y de estos viajes, provienen dos de sus libros: El icono, esplendor de lo sagrado y el ya citado De la Rus’ de Vladimir al “hombre nuevo” soviético.
Años después, en el 2002, la última obra fue reimpresa en México, esta vez en dos volúmenes. El autor resolvió cambiarle el título, llamándola Rusia y su misión en la historia. El primero de los tomos está dedicado al estudio de la historia, del alma y de la Iglesia rusas, y el segundo a la experiencia soviética. La obra se cierra con una alusión a la pervivencia de la vocación providencial de Rusia, según los designios que sólo Dios conoce.
La presente edición reitera la segunda, con algunos retoques accidentales.

Prólogo

Esta segunda parte de nuestro estudio sobre Rusia, fue escrita, al igual que la primera, en el año 1989, justamente cuando se iniciaba el proceso de la llamada “Perestroika”. La situación era por aquel entonces muy confusa, por lo que sólo atinamos a exponer nuestra opinión sobre lo que estaba aconteciendo y lo que podía acaecer en adelante.
El estado actual de Rusia no deja de ser sumamente complejo. Tras la caída del comunismo se implantaron las recetas del capi­talismo salvaje, que han dejado exhaustos a sus habitantes. Uno de ellos, científico eminente, nos decía que no eran pocos los rusos que experimentaban nostalgia del comunismo, sobre todo por la estabilidad económica y la seguridad social, precaria pero real, que se les daba. Analizar este tema excedería los propósitos del presente libro, al menos dentro de los marcos con que fue proyectado en la anterior edición.
Por lo antedicho, hemos resuelto dejar intacto el largo capí­tulo relativo a la revolución soviética, tal como lo expusimos en la edición de 1989. Creemos que con prescindencia de lo que vendría después, se trata de un importantísimo hecho histórico, de enorme gravitación universal, y que merece ser cabalmente conocido.

div#stuning-header .dfd-stuning-header-bg-container {background-size: initial;background-position: top center;background-attachment: initial;background-repeat: initial;}#stuning-header div.page-title-inner {min-height: 650px;}